Cable HDMI a VGA

Si lo decimos de forma sencilla un Cable HDMI a VGA es aquel que permite visualizar contenido de un PC en una pantalla de alta definición (High Definition – HD).

Lo primero es remarcar la importancia del uso de un cable VGA y sus funciones, así sabremos porque conviene emplear un Cable HDMI a VGA. El cable VGA se implementó a finales de la década de los 80 y en muy poco tiempo se posicionó como el conector estándar de las tarjetas gráficas. 

La aparición del VGA suministró una experiencia que revolucionó al mundo entero pues este ofrecía una resolución de 320×240 píxeles y 256 colores perfectamente compaginados. Esta experiencia supera con creces los estándares anteriores en los cuales solamente se emitían un máximo de 16 colores en simultáneo.

¿Cómo se Desenvuelve el Cable HDMI a VGA en la Actualidad?

El VGA en la actualidad amplía sus estándares ofertando una resolución más alta alcanzando 2048 X 1536 píxeles brindando mayor profundidad y nitidez. 

Sin embargo, es necesario precisar que los avances tecnológicos sugieren que dentro de muy poco el uso del VGA será considerado un arcaísmo tecnológico.

Con el paso del tiempo el empleo del VGA ha ido disminuyendo, pues está desapareciendo de los dispositivos partiendo de un principio teórico. El VGA se denomina una señal analógica, es decir, este tipo de onda es más vulnerable a las perturbaciones. 

 Dichas perturbaciones o fenómenos pueden venir de distintos factores, cable de mala calidad, apantallado deteriorado, o simplemente interferencias electromagnéticas derivadas del uso de otros electrodomésticos.  Como bien puedes ver, el VGA resulta fácil de transgredir. 

La constante búsqueda de mejora en las condiciones empujó al hombre a seguir avanzando y surgió entonces el HDMI como señal Digital. Seguramente en casa alguna vez has conectado el PC de escritorio a la TV para disfrutar de una pantalla más grande y un sonido más envolvente.
 

¿Para Qué Sirve el Cable HDMI a VGA?

Surge entonces como respuesta el cable HDMI a VGA, este como cualquier cable HDMI se emplea como gestor intermediario que negocia entre dos dispositivos el formato compatible que permite la emisión de los datos (vídeo y audio).

La utilidad de este instrumento ha facilitado el uso de dispositivos de tiempos diferentes, es decir, el crecimiento tecnológico sugiere el abandono de dispositivos funcionales. Por tanto la implementación del cable responde a la necesidad de emplear unidades de transmisión multimedia.

Este cable trabaja como un gestor que admite una señal analógica convirtiéndola en una digital. Esta línea de transmisión es capaz de emitir simultáneos datos de audio y vídeo por medio de una única conexión. 

En este caso es muy común el empleo de los TV Led como monitores, así que el cable hará más apacible y expedita la interconexión entre tu televisor y tu ordenador de mesa. Es bueno considerar que el avance vertiginoso en los dispositivos electrónicos denota con claridad que los días del VGA están contados. 

Si observas con detenimiento los dispositivos actuales casi en su totalidad disponen de conexión por puerto HDMI desestimando el VGA, así que pronto deberemos prepararnos para ver el empleo de este cable como un artilugio.